inclusão de arquivo javascript

 
 

Economia » Noticias

 S&P rebaja la calificación de Puerto Rico a bono "chatarra"

04 de Febrero de 2014 • 16:30hs

San Juan, 4 feb (EFE).- Standard & Poor's (S&P) rebajó hoy la calificación de la deuda de Puerto Rico de BBB- a BB+, lo que supone su inclusión en el terreno del grado especulativo, conocido como el de los bonos "basura" o "chatarra", como se les llama en la isla.

Así lo anunció este martes la agencia estadounidense en un comunicado en el que añadió que, además, mantiene la perspectiva negativa para su calificación de Puerto Rico ante los problemas de liquidez que en su opinión padece este Estado Libre Asociado de EE.UU.

"Las rebajas son consecuencia de nuestra evaluación de la liquidez del Estado Libre Asociado, incluyendo lo que creemos es una reducida capacidad de acceder a liquidez por parte del Banco Gubernamental de Fomento (BGF)", que gestiona las finanzas de Puerto Rico, explicó la agencia.

Menos de dos semanas después de anunciar que ponía oficialmente en revisión a la baja la nota de Puerto Rico, S&P anunció también este martes que bajaba la calificación del BGF hasta el segundo escalón dentro del grado especulativo (BB), así como la de la Autoridad de Carreteras y Transportación (BB+).

Según la escala de S&P, las calificaciones que llevan alguna letra A entran en el grado de inversión (en las que es seguro invertir) y las que llevan alguna C o D son del grado especulativo (que implican demasiado riesgo).

Por lo que se refiere a las calificaciones con la letra B, todas aquellas notas que lleven consigo tres letras entran dentro del grado de inversión, mientras que la que sólo tengan dos letras quedan en el especulativo.

Esa es la razón por la que las obligaciones generales de Puerto Rico, que hasta ahora tenían una nota de BBB- y desde hoy tienen BB+, han pasado del nivel mínimo de grado de inversión, al nivel más alto dentro del grado especulativo.

Para S&P, los problemas de liquidez de la isla se suman a sus dificultades para acceder en buenas condiciones a los mercados de deuda, donde ya acumula unos 70.000 millones de dólares.

"Que la calificación no sea menor se debe a los avances que la actual Administración ha hecho en la reducción del déficit y lo que vemos como una exitosa reforma de los sistemas pensiones de los empleados públicos y de los maestros, que se habían esquivado durante años", valoró.

En ese sentido, los analistas de la agencia aseguraron que las reformas acometidas "podrían contribuir a una senda sostenible para la estabilidad fiscal".

"La intención recientemente anunciada por el actual Gobierno de reducir el déficit de este ejercicio fiscal en 170 millones de dólares y presentar un presupuesto equilibrado para el año fiscal 2015 puede conducir a la mejora de crédito a largo plazo", añadieron, aunque advirtieron que esa austeridad "podría llevar a una mayor presión de liquidez".

La casa acreditadora también valora el compromiso expresado en todo momento por la Administración puertorriqueña de pagar sus compromisos con los titulares de deuda y asegura que la emisión de deuda a corto plazo que planea para las próximas semanas "proporcionaría liquidez temporal y podría ser un factor de estabilidad importante".

Sin embargo, "creemos que sigue habiendo riesgos de implementación en los próximos años a la luz de la continua debilidad de la economía", de la isla, argumentaron los analistas de S&P.

"En nuestra opinión, hay poco margen para el error en los próximos dos años en su plan para reducir el déficit", concluyeron los analistas sobre la situación financiera de una isla con cerca de 3,5 millones de habitantes que acumula siete años en recesión, la tasa de desempleo más elevada de EE.UU. y una preocupante emigración de la fuerza laboral más preparada. EFE

EFE
Todos los derechos de reprodución y representación son reservados.